martes, 6 de mayo de 2008

La Bahía de las Sirenas

Con los ojos abiertos a más no poder observaba aquella preciosa vista. Mientras, debajo del intenso sol, su cuerpo se derretía en forma de sudor de mediodía. Pero aquella imagen merecía la pena el mayor de los calores pasados jamás. No olvidaría ese paisaje jamás, para ello haría una fotografía mental que quedaría grabada en la película de su retina, en el archivo fotográfico de su recuerdo. Mar, roca... un lugar mágico.
No sabía cuanto tiempo llevaba ya mirando. Evadido del resto del mundo, no sabía ya cuántas almas habían parado a su lado a observar lo mismo que él contemplaba. Cuando se percató de lo que pasaba a su alrededor, atisbó la sombra de su padre en la cálida roca en la que estaba sentado, a su lado.

- Bonita vista ¿eh? -le dijo sin levantar la vista.

- Me ha encantado. Al final ha merecido la pena tanta curva -respondió alegremente, aunque tampoco dejó de mirar aquel bello paraje.

De repente, ambos se alteraron un instante y su estado tranquilo sufrió un pequeño sobresalto.

- Dime que lo has visto papá. Dime que lo has visto tú también y no estoy loco -dijo él, con cierto tono de susto.

No hizo falta que contestase. Su mirada de asombro lo dijo todo por él. Efectivamente lo había visto. Acababa de ver un extraño ser de un tono grisaceo, con una larga melena y cola de pez; que había saltado por encima de la superficie azul del océano. Claro que lo había visto, y había escuchado su canto, el cual se le había introducido de pleno en el pensamiento.

Bahía de las Sirenas. Cabo de Gata, Almería
Bahía de las Sirenas. Cabo de Gata, Almería.
Autor: Yo (Jesús V.S.) Agosto de 2007

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo también vi una

y lo sabes.

=)

BohemianSex dijo...

es increible esa historia,
y por supuesto mola mas que la ke vio serly ke va de anonima! jajaja

yo kiero ver una sirena, y en esa preciosa playa

Mariana Alvez Guerra dijo...

Tu blog espectacular, continua asi, te invito a visitar el mio.

http://sietesirenasvasaquererpecar.blogspot.com