jueves, 25 de junio de 2009

Palabras para un hasta luego

Perdonádme por lo personal de esta entrada.

A Ana García Andreu =)

Se acaba el curso, y este año es el que menos ganas tengo. Yo diría que ninguna. Tú ya te vas, allá donde viniste, pero aunque sólo sea un simple hasta pronto, un paréntesis, me apetecía regalarte un pasaje de despedida. Es posible que estas palabras las leas ya cuando estés en casa, es casi seguro. Pero quería dejar constancia de ellas. Porque el descubrimiento del curso ha sido este grupo F en el que nos encontramos, pero concretamente tú: los demás repetían grupo.
Nunca pensé que encontraría gente con la que pudiese hablar de los temas que conversamos nosotros. Los libros, el cine, las amistades, las relaciones, nuestros secretos e, incluso, la fastidiosa política; abarcan nuestros cafés, nuestras cervezas, nuestra vida. Ahora sé que vosotros, y en este caso tú, a quien va dirigida esta pequeña carta, serás siempre una persona muy importante, porque aprendo con lo que guardáis para enseñar. Y que siempre vais a ser mi gente, por encima del resto, ahora lo sé mejor que nunca.
Estos dos últimos días lo he pasado de maravilla, y creo que en ellos se puede condensar el periodo que transcurre desde Noviembre –más o menos- cuando nos conocimos en la cafetería, que tantos ratos nos acogió este año, hasta hoy, el día en el que marchas a tu tierra, dejando atrás Madrid por unos meses. Nunca te lo he dicho, pero lo primero en lo que me fijé fue en esa pequeña cicatriz que tienes en la cara, a la altura de la nariz. Ahora ya sabes que me gusta. Me siento muy feliz de estar escribiendo esto, Ana, igual que por haber encontrado un grupo de personas que me protejan la retaguardia sin más contraprestación que la misma acción por mí parte.
Hoy tu beso me ha sabido a despedida, pero no a un adiós triste: volveremos a vernos pronto. Me dijiste que, a veces, tu madre leía estas líneas. Si es así, en este texto también, sepa usted, señora, que tiene una hija de la que cualquiera podría estar orgulloso; es más, de la que yo mismo me siento orgulloso por saber que me arropa cuando lo necesito y que siempre tiene una sonrisa guardada para el momento necesario.
Sin más, que tengas buen viaje. Madrid te espera para tantos cafés y momentos que nos quedan por vivir, Anita.

6 comentarios:

Lucía N dijo...

Me ha parecido una entrada muy emotiva y bonita. Además conociendo un poco a la persona a quien va dirigida se que es una verdad.

No os encontré para despedirme pero espero que paséis todos un buen verano y que os reporte mucha felicidad. Yo por mi parte estaré un tanto incomunicada a partir del sábado, así que espero que todo os vaya bien y... nos veremos en septiembre.


:)

"He aqui la palabra silencio, que el hombre ha inventado para expresar una realidad que no ha experimentado jamás"

Espero que ya hayas llegado a ese párrafo.



Un beso enorme.

Lucía N dijo...

Posdata: Para cualquier cosa que necesites te dejo escrito mi email:

l_nm@hotmail.es

¡Felices vacaciones! (merecidas)

Leteo dijo...

Igual te has pasado con lo de que no tenías ganas de que acabe el curso... Me parece algo excesivo XD
Además, ella es una borde (ahora que no nos oye) que siempre se está quejando y llamándome pesado... vamos, un coñazo! jaja

En fin que pongo el cronómetro a ver cuánto tardas en dedicarme a mí un texto, eh! Jaja

Un abrazo, amigo!

Tamarita dijo...

Una carta muy sincera en la que describes a la perfección a la persona a la que va dirigida. Para mí el párrafo en el que nombras a la madre de Ana es precioso, me emocioné al leerlo y estoy segura de que si la madre de Ana lo lee, le pasará lo mismo.

PSD: Lucía, me despido por aquí de ti, ya que no lo pude hacer en persona. Espero que pases unas buenas vacaciones y espero, también, verte el próximo curso en 3º F!!

Anónimo dijo...

Hola Txetxu, una carta preciosa, el párrafo en el que te diriges a mi, me ha emocionado, y si, si estoy orgullosa de ella, y también lo estoy de que tenga amigos como tú, como vosotros, eso la hará crecer como persona, que en definitiva es lo más importante en la vida. GRACIAS.
la madre de Ana.

TXETXU dijo...

Lucía: No puedo añadir mucho más a lo que tu has dicho, tú conoces a la persona y sabes cómo es. =)

Sí había llegado a ese párrafo en el momento que me lo dejaste, ahora ya he terminado el libro y me ha parecido increíble. =)
Otro beso enorme Lucía.

Nacho: Ya caerá, haz méritos. XD Jajaja, es broma, tú ya tienes una parte en el de la F, aunque quién sabe. =) ¡Un abrazo fuerte amigo!

Tamara: Poco más que decir, tú también conoces bien a Anita, así que... sabes cómo va la cosa. =) Gracias por pasar siempre. Un besazo.

Anónimo ;) Este comentario ha sido, y es completamente verídico, el que más ilusión me ha hecho desde que abrí este rincón. Y sí, crecer como personas es lo más importante, estoy de acuerdo contigo. =)
¡Ah, y millones de gracias por pasar por aquí de vez en cuando! Me hizo mucha ilusión. =)