jueves, 28 de mayo de 2009

Sobre la fotografía (IV): La instantánea

El chico coge su máquina, por fin. Todo, absolutamente todo el día anterior había estado pensando en lo que le depararía el próximo. Siempre respondía a su llamada, en cualquier momento. A menudo pensaba, incluso, que su modesto equipo era la única fidelidad que guardaba aún el mundo con él.
La ciudad se había vestido con sus galas más grises para el gran día. Incluso en la parte superior de su cuerpo abstracto se había colocado un velo de igual tonalidad. Esperaba engalanada, mientras en algún punto lejano, se remiraba en el espejo cristalino del mar, para no tener arrugas en el vestido.
En aquel día sólo posaría, sonreiría, dejaría grabado para la posteridad más lejana su aspecto. La ciudad, tan violentamente dulce, albergue de toda historia como entorno ficticio, tal vez fingido, tal vez no.
Él camina como un soldado, firme, mirando a su alrededor, en actitud vigía; su equipo en la mano, a veces al cuello. Preparado para la batalla, siempre cargado, dispuesto a llevar a cabo su cometido. Juez y parte, también elemento ajusticiado, decide, instado por el simple gesto del chico que le porta, a quién aplicar una dosis de destino, fatídico o no, eso es lo de menos.
Repentinamente, casi sin percatarse, ha elegido ya el quién para este momento. Busca la mirada, no quiere hacerlo por la espalda, sería cobarde. La encuentra, ojos de noche. Sí, dispara. Quién sabe si por última vez, miran unos ojos que en el papel revelado adquirirán la tonalidad del ochenta y uno por ciento de negros en la escala de grises, y que reflejarán, casi imperceptiblemente, al chico empuñando su cámara. La magia de la instantánea, la magia de la fotografía.

6 comentarios:

Leteo dijo...

Tan bien llevas Radio y Tv? jaja

Lucía N dijo...

Sabes que sólo existe una ciudad tan violentamente dulce, y tan violentamente triste. Espero que sea un próximo destino.

Un beso :)

MOT dijo...

La fotografía requiere de ese don del que hablas.. el don de la pertinencia... Tu personaje, un chico oportuno y afortunado. Ahora tengo mono de foto! :D jaj

un beso!

Lucía N dijo...

Gracias Txetxu. ¿Qué tal vas con internacionales?, yo estoy con economía, que voy el miércoles con todo el santo año.

Un beso.

:)

Lucía N dijo...

Pues realmente mal jajaja, la práctica mejor que la teoría,la verdad. Y bueno, ya veré cómo me estudio internacionales en cuestión de una semana.

Ánimos para ti también.

Un besazo.

TXETXU dijo...

Nacho: Pa que veas.. jaja.

Lucía: Espero que sea un próximo destino yo también. Otro beso para ti. =)

María: Pues ya tienes cámara para poder quitarte el mono. ¡Ánimo poeta! =)